Pregunta médica

Preguntado por Mujer de 35 años

8,890 vistas
Nuestro médico responde
Se trata de un defecto de nacimiento en el que la columna vertebral y el conducto raquídeo no se cierran antes del nacimiento. Esta afección es un tipo de espina bífida.
Normalmente durante el primer mes de embarazo, los 2 lados de la columna vertebral (o espina dorsal) se unen para cubrir la médula espinal, los nervios raquídeos y las meninges (los tejidos que cubren la médula espinal). La espina bífida se refiere a cualquier defecto de nacimiento que implique el cierre incompleto de la columna.
El Mielomeningocele es un defecto del tubo neural en el cual los huesos de la columna no se forman totalmente, provocando un conducto raquídeo incompleto. Esto lleva a que la médula espinal y las meninges (los tejidos que cubren la médula espinal) protruyan (sobresalgan) de la espalda del niño.
El Mielomeningocele puede afectar hasta 1 de cada 4 mil bebés.
El resto de casos de espina bífida casi siempre son: Espina bífida oculta (afección en la cual los huesos de la columna no se cierran, pero la médula espinal y las meninges permanecen en su lugar y la piel generalmente cubre el defecto), Meningocele (afección en donde el tejido que cubre la médula espinal protruye del defecto de la columna, pero la médula espinal permanece en su lugar).
Otros trastornos congénitos o defectos de nacimiento también pueden estar presentes en un niño con Mielomeningocele. La hidrocefalia puede afectar hasta un 90% de los niños con Mielomeningocele. Se pueden observar otros trastornos de la médula espinal o del sistema musculoesquelético, incluso Siringomielia y luxación de la cadera.
La causa del Mielomeningocele se desconoce. Sin embargo, se cree que los bajos niveles de ácido fólico en el organismo de una mujer antes y durante el comienzo del embarazo juegan un papel en este tipo de defecto congénito. La vitamina ácido fólico (o folato) es importante para el desarrollo del cerebro y la médula espinal.
Si un niño nace con Mielomeningocele, los futuros niños de esa familia corren un riesgo más alto que el resto de la población general. Sin embargo en muchos casos, no hay conexión con la familia.
Algunos plantean que un virus puede jugar un papel, ya que hay una tasa más alta de esta afección en los niños que nacen en los meses de comienzos del invierno. La investigación también indica posibles factores ambientales como la radiación.
Contenido Relacionado

¿Qué hacemos?

Logo 1doc3

1DOC3 es la plataforma en la que doctores verificados responden tus inquietudes de salud online las 24 horas del día. Tus preguntas son anónimas.