Nuestro médico responde
El color de la piel está regulado -entre otras cosas- por el flujo sanguíneo que llega a la zona en particular y este a su vez por el sistema nervioso autónomo. Es normal que ante el calor o la emoción se dilaten los vasos sanguíneos y las mejillas se tornen ligeramente rosadas.
En ocasiones existe un mal control de este sistema regulatorio y esa es la causa del enrojecimiento constante o la sudoración excesiva.
Contenido Relacionado

¿Qué hacemos?

Logo 1doc3

1DOC3 es la plataforma en la que doctores verificados responden tus inquietudes de salud online las 24 horas del día. Tus preguntas son gratis y anónimas.