Nuestro médico responde
El tamaño del lunar no es necesariamente un signo de alarma de malignidad (cáncer), menos aún si es un lunar con el que se nació y ha crecido paulatinamente con el tamaño normal. Las características que deben hacer alarma sobre un lunar es: que aumente de tamaño significativamente, independientemente de su crecimiento general; que haya cambios en la coloración respecto a como era, cambios en los bordes, haciéndose menos definidos, que haya adherencia a los planos profundos, es decir que cuando se toca no se perciba solo en la Epidermis y Dermis, que haya salida de líquidos extraños, entre otros. Lo ideal es que un médico pudiera valorar el lunar para determinar si tiene características benignas o malignas, pero dado que se tiene desde pequeño, lo más probable es que no sea maligno. 
Contenido Relacionado

¿Qué hacemos?

Logo 1doc3

1DOC3 es la plataforma en la que doctores verificados responden tus inquietudes de salud online las 24 horas del día. Tus preguntas son anónimas.