ENFERMEDAD

Gota

También conocido como:

Enfermedad de los Reyes, Artritis Gotosa, Enfermedad de los Ricos.

Definición

La Gota es una enfermedad metabólica, inflamatoria y crónica que se caracteriza por el depósito de cristales de urato monosódico, en estructuras articulares y periarticulares. Es el resultado de concentraciones elevadas y mantenidas de ácido úrico superior a 7 mg/dL. El ácido úrico, es un producto de residuo de nuestro cuerpo, éste puede elevarse por disminución de la excreción renal de uratos o por un incremento en la producción de los mismos, lo que conlleva a la formación de los cristales. Debido a la acumulación o depósito de los cristales en los tejidos nuestro organismo activa el sistema de defensa desencadenando un proceso inflamatorio responsable de la sintomatología. El síntoma inicial es el dolor de fuerte intensidad que afecta principalmente a la articulación del primer dedo del pie (ataque de podagra). Un signo patognomónico de la enfermedad es la presencia de "tofos", que son lesiones palpables tipo nódulos que se forman debido al depósito de ácido úrico y pueden aparecer en las orejas, los pies y las manos, en ocasiones su color blanco y se aprecia a través de la piel, estos se presentan en estadios avanzados de la enfermedad.

NIVEL DE URGENCIA
Se debe ir en las próximas semanas o meses

Signos de alarma

Los siguientes signos y síntomas indican que debes acudir al servicio de urgencias, si la enfermedad ya es una urgencia acude inmediatamente o en horas:

Prevención

Previene esta enfermedad con estas recomendaciones:

  • Reducir el Consumo de Proteínas de Origen Animal
  • Reducir el Consumo de Alcohol (Cerveza)
  • Reducir el Consumo de Bebidas, Alimentos Ricos en Fructuosa
  • Mantener un Indice de Masa Corporal <25 kg/m2

Bajo la supervisión de tu médico, estos medicamentos podrían ayudarte a prevenir esta enfermedad:

  • Proteínas de Origen Vegetal
  • Yogurt
  • Leche
  • Café

¿Qué puedo hacer para manejarlo desde casa?

  • Control de Peso
  • Alimentación Balanceada
  • Ejercicio Físico
  • Reducir el Consumo de Alcohol

Complicaciones

Sin el tratamiento adecuado, esta enfermedad puede causar:

  • Deformidad y Lesiones Articulares
  • Quiste de Baker
  • Enfermedad Renal
  • Alteraciones Psicológicas y Emocionales
  • Enfermedad Cerebrovascular
  • Infarto Agudo de Miocardio
Contenido Relacionado