Definición

El ataque cardíaco (infarto) se origina por un fallo del suministro de sangre y oxígeno al corazón causando isquemia miocárdica, esta aparece como consecuencia de una alteración en el flujo coronario, produciendo falta de oxígeno en el territorio de la arteria comprometida. La isquemia miocárdica puede presentarse como SECUNDARIA a factores que incrementan el consumo miocárdico de oxígeno, generando desequilibrio entre oferta y demanda como la hipertensión arterial, las arritmias; y PRIMARIA en el caso de placa inestable, causada por fractura, ruptura, fisura o erosión de una placa ateroesclerótica, con exposición de área del sub-endotelio, y la consiguiente trombosis intraluminal. El ataque cardíaco, engloba a un conjunto de cuadros clínicos, caracterizados por isquemia miocárdica aguda, secundario a inestabilidad de placa. En el mismo se incluyen: 1. Angina inestable 2. Infarto miocárdico agudo sin elevación del segmento ST 3. Infarto miocárdico agudo con elevación del segmento ST, ó patrón de bloqueo completo rama izquierda de nueva aparición. 4. Muerte súbita de causa cardíaca.

NIVEL DE URGENCIA
Se debe ir ¡inmediatamente!

¿Cómo se manifiesta?

Una persona con esta enfermedad puede presentar:
Recuerda que aunque tengas uno o más de estos síntomas, debes confirmar el diagnóstico con tu médico.

Signos de alarma

Los siguientes signos y síntomas indican que debes acudir al servicio de urgencias, si la enfermedad ya es una urgencia acude inmediatamente o en horas:

Prevención

Previene esta enfermedad con estas recomendaciones:

  • Alimentación Balanceada
  • Realizar Ejercicio

Bajo la supervisión de tu médico, estos medicamentos podrían ayudarte a prevenir esta enfermedad:

  • Nitroglicerina
  • Bisoprolol
  • Ácido Acetilsalicílico

Estos procedimientos podrían ser recomendados por tu médico para prevenir esta enfermedad:

Complicaciones

Sin el tratamiento adecuado, esta enfermedad puede causar:

Contenido Relacionado