PROCEDIMIENTO

Ecografía Pélvica

Descripción

La ecografía pélvica utiliza ondas de ultrasonido para producir imágenes de las estructuras y órganos de la parte inferior del abdomen y la pelvis. Este examen se utilizan frecuentemente para evaluar los sistemas reproductivo y urinario en ambos sexos. El ultrasonido es seguro, no es invasivo y no utiliza radiación. Existen tres tipos de ecografía pélvica: transabdominal, transvaginal y transrectal. Para detectar el cáncer de ovario se utiliza transvaginal principalmente.


¿Cómo se hace?

Transabdominal: Se coloca al paciente acostado boca arriba en una mesa de examen que puede inclinarse o moverse. Después de que la persona se ubica en la mesa, el médico aplica un gel en la zona del cuerpo que se está estudiando, en este caso en la zona baja del abdomen. El gel ayuda a que el transductor del ecógrafo haga contacto en forma segura con el cuerpo y elimine aire entre el transductor y la piel que pueden llegar a obstruir el paso de las ondas sonoras hacia la zona a estudiar. El transductor se coloca sobre el cuerpo y se mueve en dirección a las zonas dónde se desea captar una imagen. Transvaginal: La ecografía transvaginal se realiza en forma muy similar a un examen ginecológico dónde se manipula la cavidad vaginal introduciendo en ella un transductor. Se realiza con la paciente recostada boca arriba, posiblemente con los pies en estribos en forma similar a un examen ginecológico. La punta del transductor es más pequeña que un espéculo que se usa para realizar una citología vaginal. Para introducirlo se usa un protector de goma, que puede ser un preservativo, que es lubricado. Dentro de la cavidad vaginal solo entra una parte (2-3 pulgadas). Transrectal: Para un examen transrectal por ultrasonido, se coloca una cubierta protectora sobre el transductor de goma que puede ser un preservativo, se lubrica y luego se coloca introduciéndolo en el recto. El paciente se encontrará costado con las rodillas y caderas levemente flexionadas, dándole la espalda al examinador.

Preparación

Este procedimiento diagnóstico requiere de poca preparación. Le pedirán que beba agua antes del examen para poder llenar su vejiga y no podrá evacuarla hasta después de la realización del estudio, lo cual puede ser molesto, pero es indispensable para poder visualizar las imágenes. Deberá llevar ropa cómoda.

¿Qué se siente durante el procedimiento?

Se puede experimentar molestias cuando se introduce una sonda en la cavidad vaginal o en el recto.

¿Qué esperar después del procedimiento?

Se puede esperar un poco de incomodidad debido a que la vejiga estuvo llena un tiempo sin poder miccionar y en caso de tratarse de una realización intravaginal o transrectal puede sentirse algo de molestia o incluso dolor leve muy pasajero que alivia espontáneamente.

Recibe la mejor orientación médica.

Dra. Lina Elizabeth Porras Santana
Disponible

Autores

¿Te ha sido útil esta información?
volunteer_activismHa sido útil para 11 personas

Referencias

expand_more
Contenido Relacionado