Artículo

Vaginitis, esa incómoda molestia femenina

Ginecología 1413 veces leída

Picazón, ardor, mal olor y flujo vaginal. Nada más incómodo para una mujer cuando alguna o varias de estas molestias aparecen. ¿Qué puede ser? La principal sospecha: vaginitis, es decir, la inflamación o infección de la vulva y la vagina. Condición que también es conocida como vulvovaginitis y puede afectar a mujeres adultas y niñas.

De acuerdo con la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos esta alteración puede ser provocada por hongos, bacterias, virus o parásitos. Incluso, una mala higiene genital también está entre las razones, así como los baños de espuma, los anticonceptivos vaginales, los aerosoles femeninos, los perfumes y los jabones. De estos últimos, muchas mujeres pensarían que son necesarios para una correcta limpieza, sin embargo, los expertos aconsejan usar solo agua para limpiarse y así evitar la alteración del ph en la zona genital. En estos casos y en general para la higiene de esta parte del cuerpo, las duchas vaginales deben evitarse por completo, dado que pueden empeorar los síntomas de la vaginitis debido a que elimina las bacterias que recubren la vagina y la protegen de infecciones.

¿Cómo prevenir la vagintis?

Si bien esta alteración no diferencia edad y raza, de acuerdo con el Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano, algunos de los factores que pueden aumentar el riesgo de que una mujer desarrolle esta infección son:

-Tener una nueva pareja sexual.

-Tener más de una pareja sexual.

-Hacerse duchas vaginales.

-Estar embarazada.

-Tener diabetes no controlada.

-Tomar pastillas anticonceptivas.

-Usar sprays vaginales

-Tomar determinados antibióticos o medicamentos esteroides.

-Tener un sistema inmunitario debilitado.

-Tiene antecedentes de enfermedades de transmisión sexual.

Finalmente, para tratar esta condición, por vergüenza o por el temor de visitar al especialista, muchas mujeres optan por tratar ellas mismas sus síntomas, lo que resulta una práctica equivocada, dado que el tratamiento de la infección depende del tipo de vaginitis que cada mujer desarrolle.

Natalia Ospina Vélez
Natalia Ospina Vélez https://www.1doc3.com