Artículo

¡Adiós a la caries dental en los niños!

Odontología 616 veces leída

Caries dental

Formar hábitos de higiene oral es lo más importante, así como llevar una dieta saludable y estar atentos ante cualquier señal de alarma en la cavidad oral de los más pequeños.

Malestares estomacales, dolores, aberturas e infecciones en los dientes son algunos de los problemas que puede ocasionar la caries en los menores. Por lo general, esto conlleva a una pérdida del esmalte que, en casos severos, requiere de procedimientos como la endodoncia.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, OMS, la caries dental es la tercera calamidad sanitaria en el mundo y su tratamiento causa hasta el 10% de los costos de atención en salud en países industrializados. Incluso, se calcula que entre el 60% y el 90% de los escolares en el mundo tiene caries dental, situación que tiende a ser más frecuente entre los grupos pobres y desfavorecidos.

“Hay estudios que afirman que 6 de cada 10 niños, entre los 5 y 12 años de edad, han tenido caries, lo que los convierte en la población más vulnerable. Es importante tener en cuenta que esta enfermedad tiene consecuencias que duran toda la vida”, afirma la odontopediatra María Carolina Ruiz Osorio.

Azúcar, amigo de la caries dental

Esta sustancia, presente la mayoría de las veces en alimentos y bebidas, está entre las causas principales de desarrollo de caries, porque además de provocar que las bacterias se multipliquen en la boca del niño, la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, explica que cuando se ingieren cosas azucaradas y no hay una adecuada higiene, el azúcar recubre los dientes provocando los estragos propios de la caries.

Es fundamental, por ejemplo, dentro de la formación de hábitos de higiene oral que los padres, después de cada comida, limpien suavemente los dientes y las encías del bebé con una toallita limpia o una gasa para remover la placa. Ya, un poco más grandes, es necesario comenzar el cepillado tan pronto como el niño tenga dientes y crear siempre una rutina: lavarse los dientes juntos antes de acostarse es una buena forma de hacerlo.

Para disminuir la probabilidad de desarrollar caries, la odontopediatra aconseja tener en cuenta estas 5 recomendaciones:

  1. Promueve en tus hijos la limpieza de los dientes y el uso frecuente de la seda dental. No olvides que, desde temprana edad, debes fomentar hábitos de limpieza en tus hijos. Un adecuado cepillado elimina las bacterias del diente y la seda dental mantiene limpia la encía.  Recuerda que el cepillado debe ser supervisado por los padres hasta los 6 años.
  2. No permitas que tus hijos se vayan a dormir sin lavarse los dientes. Durante la noche, la saliva disminuye, y por eso las bacterias se adhieren con mayor facilidad al diente.
  3. Cuida la alimentación. Las comidas que contienen elevados niveles de azúcar pueden contribuir a la aparición de caries.  Es importante tener una dieta adecuada y mantener periodos en los cuales no se consuman alimentos, para permitir que los dientes recuperen los minerales perdidos.
  4. Usa crema dental con flúor. Es una buena forma de prevenir esta enfermedad. En el caso de los niños menores de 4 años, es mejor consultar al odontopediatra antes de usarla.
  5. Visita al odontólogo. Es relevante acudir al odontólogo mínimo 2 veces al año con el fin de realizar controles y limpiezas que prevengan la caries. En el caso de los niños, se debe asistir desde los 6 meses de edad.
Natalia Ospina Vélez
Natalia Ospina Vélez https://www.1doc3.com