Artículo

¿Qué tan importante es el agua para la salud?

Medicina General 2024 veces leída

Importancia del agua para la salud

En el Día Mundial del Agua, cuidar y preservar este líquido es la premisa no solo para garantizar un desarrollo sostenible, sino para tener buenas condiciones de salud en el mundo.

Las cifras son alarmantes. Según Naciones Unidas 660 millones de personas en el mundo aún no cuentan con agua potable a su alcance, una cuestión que pone en serio riesgo las vidas de esta población, dada la importancia del agua para la salud del ser humano. Además, se calcula que de las dos millones de muertes relacionadas con causas laborales, el 17% de esa cifra corresponde a factores hídricos, debido a la mala calidad del agua potable o la falta de higiene. Pero más grave aún resulta saber que de aquí a 2025 la mitad de la población mundial vivirá en zonas con escasez de agua.

Advierte la Organización Mundial de la Salud, OMS, que la contaminación del agua provoca un amplio número de muertes al año, “se calcula que unas 842 mil personas mueren cada año de diarrea como consecuencia de la insalubridad del agua, de un saneamiento insuficiente o de una mala higiene de las manos. Sin embargo, la diarrea es ampliamente prevenible y la muerte de unos 361 mil niños menores de cinco años al año se podría prevenir si se abordaran estos factores de riesgo. En los lugares donde el agua no es fácilmente accesible, las personas pueden considerar que lavarse las manos no es una prioridad, lo que aumenta la probabilidad de propagación de la diarrea y otras enfermedades”.

Además de la diarrea, la falta de agua potable es fuente de enfermedades como el cólera, la disentería, la hepatitis A, la fiebre tifoidea y la poliomielitis. Agrega la OMS, que casi 240 millones de personas se ven afectadas por esquistosomiasis, una enfermedad grave y crónica provocada por lombrices parasitarias contraídas por exposición a agua infestada. Por su parte, un riesgo significativo se presenta en los centros médicos, pues tanto pacientes como profesionales quedan expuestos a riesgos de infección y enfermedad cuando el suministro de agua es deficiente. A nivel mundial, el 15% de los pacientes contraen infecciones durante la hospitalización, proporción que es mucho mayor en los países de ingresos bajos.

Sumado a enfermedades de tipo infeccioso, la ausencia de agua o el bajo consumo de la misma puede provocar otros daños en la salud. Aquí algunos de ellos:

  • Alteraciones del metabolismo, dado que el agua es una de las encargadas de transportar nutrientes, regular la temperatura del cuerpo y eliminar toxinas.
  • Afecta la digestión, hace que sea más lenta, puede provocar estreñimiento e inflamación del colon debido a que se come sin tomar suficiente agua.
  • Puede provocar daños en los riñones y problemas circulatorios. En los primeros porque no se eliminan las toxinas en la orina y lo segundo es que la ausencia del agua hace que la circulación del organismo se haga de manera más lenta.
  • Es unas de las causas del asma y las alergias, debido a que el organismo recurre a un aumento en la producción de histamina como consecuencia de la falta de agua.
  • La deshidratación crónica es considerada una razón para el desarrollo del Síndrome de fatiga crónica.
Natalia Ospina Vélez
Natalia Ospina Vélez https://www.1doc3.com